Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos

Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos

Nutrientes necesarios para el crecimiento de los Huesos y los Cartílagos

Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos

Autor: Aron
Nutrientes necesarios para el crecimiento de los Huesos y los Cartílagos
Los huesos y cartílagos necesitan prácticamente de los mismos nutrientes, como las proteínas que debemos asegurarnos que estén presentes en nuestra dieta para mantener su salud.

Cómo tener Huesos fuertes y Cartílagos sanos desde la alimentación

Los huesos cumplen la función específica de sostén en el cuerpo y se encuentran constituidos por minerales, principalmente calcio, magnesio, silicio y fósforo, así como el cartílago se compone de proteínas, azúcares y colágeno,

 

El colágeno es una sustancia que constituye la matriz o estructura en la que se depositan los minerales constitutivos mencionados anteriormente y que obtendrá de alimentos específicos.

 

Los cartílagos proporcionan una estructura para las áreas que no soportan peso, como la nariz o el pabellón auricular por ejemplo, así como actúan cumpliendo la función de amortiguación entre los huesos, evitando la fricción y el desgaste, como es el caso de las vértebras en la columna vertebral o la articulación de las rodillas.

 

Los huesos a su vez también cumplen la función de protección de los órganos, como el cerebro, los pulmones y el corazón, así como ofrecen un punto de anclaje para los músculos. Los huesos representan un depósito de calcio para el cuerpo, al que provee si existe una deficiencia nutricional, liberándolo en la sangre.

 

Nutrientes para los Huesos

El calcio y el fósforo son los dos nutrientes más importantes para los huesos, ya que entre el 80 y el 90 por ciento de su estructura se compone de ambos minerales, siendo el calcio el mineral más abundante en el cuerpo pero éste no lo puede producir, por lo que debe obtenerlo a través de las fuentes de alimentos como los productos lácteos, vegetales de hojas verdes, frutos secos como las almendras y semillas de sésamo entre otros.

 

Otros Nutrientes para Cartílagos y Huesos

La proteína es un nutriente fundamental para los cartílagos (y también para los huesos), ya que éstas contienen los aminoácidos o bloques de construcción que se descomponen en el cuerpo para que éste los utilice en la reconstrucción celular, además las proteínas también proporciona hierro, zinc, vitaminas y otros nutrientes que los huesos necesitan.
El silicio es otro nutriente que necesita tanto de huesos y cartílagos; ya que estimula la producción de colágeno.

Si te gustó este artículo, ayúdanos a crecer y Compártelo por las Redes Sociales ahora!
Qué opinas sobre el contenido de este artículo?
Otros artículos de interés
Estos textos son los más destacados dentro de las principales temáticas relacionadas a Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos
Un Secreto para Regular el Tránsito Intestinal
Es bien sabido que la fibra contribuye a regular el tránsito intestinal pero si no se utiliza del modo adecuado puede producir incluso el efecto contrario.
Fresas, una fruta muy saludable para los Niños
Las fresas, aparte de representar una de las frutas más sabrosas y elegidas por de los niños, resultan ser verdaderas bombas nutricionales que favorecen a su desarrollo físico y mental.
Beneficios del Mijo para la Salud
El mijo es uno de los granos más antiguos que el ser humano incorporó a su alimentación y aun hoy representa una de las bases nutricionales en los países asiáticos y el continente africano por su riqueza en nutrientes.
Palabras relevantes
Palabras claves presentes en Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos . Podrás encontrar información sobre cada tema en el enlace.
Más información sobre...
Estos son las temáticas relacionadas con Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos . En estos enlaces encontrarás más información relacionada.
Alimentos Saludables(181 artículos)
Buscador
Versión para imprimir
Versión de Nutrición para tener Huesos y Cartílagos Sanos sin imagenes o enlaces para una mejor impresión.
  Inicio de Alimentación